En la unión está la fuerza                                                                                                                                                                         08/11/2017

OCTUBRE 2017

Noticias del sector

LOS EMPLEADOS CON DISCAPACIDAD NO AUMENTAN EL ABSENTISMO EN LAS EMPRESAS

 

25/10/2017 - Levante

 

  • En Valencia existen 157.600 personas con discapacidad en edad activa con una tasa de empleo que se sitúa en casi un 20%, por debajo de la media nacional.

 

Las empresas que emplean a personas con discapacidad no presentan mayores tasas de absentismo laboral. Esta es una de las principales conclusiones del estudio "Absentismo de las personas con discapacidad en las empresas" elaborado por Activa Mutua con la colaboración de Ilunion Tecnología y Accesibilidad. Un 57% de las empresas encuestadas opinan que la discapacidad no influye en una mayor tasa de absentismo, frente a un 24% que sí consideran que discapacidad y absentismo pueden estar relacionados.

 

"La falta de datos sobre el absentismo entre trabajadores con discapacidad nos impulsó a elaborar este estudio con el objetivo de orientar las actuaciones que se realicen tanto a nivel de políticas públicas del mercado laboral, como en el ámbito organizacional y de gestión en las empresas"  explica Antonio Andújar, director de Discapacidad y Dependencia de Activa Mutua, quién ha presentado hoy el estudio en el marco de la 1ª Semana de la Responsabilidad Social en la Comunidad Valenciana.

 

Según las cifras de absentismo que presentan las empresas participantes en el estudio, los empleados con discapacidad presentan un 11,2% de absentismo, una cifra similar al 10,6% que se registra entre las personas sin discapacidad. Sin embargo, tal y como se desprende de las percepciones que muestra el estudio, casi un 45% de las empresas opina que el absentismo laboral es uno de los principales inconvenientes a la hora de contratar a personas con discapacidad.

El informe liderado por Activa Mutua y confiado a Ilunion Tecnología y Accesibilidad ha analizado 103 empresas y/o grupos de empresas con 177.166 trabajadores (4.375 con discapacidad) de diversos sectores y con representatividad de todas las comunidades autónomas. De las empresas analizadas, un total de 20 disponían de centros de trabajo en la Comunidad Valenciana.

 

Según datos del Observatorio sobre Discapacidad y Mercado de Trabajo en España de la Fundación ONCE, en Valencia se registran un total de 157.600 personas con certificado de discapacidad en edad activa (entre los 16 y los 64 años), con una tasa de empleo de un 19,2%, cuatro puntos por debajo de la media nacional.

Respecto a la cifras de absentismo en la Comunidad Valenciana que se desprenden del estudio, las empresas analizadas presentaban un índice de absentismo general de un 7%, que en el caso de las personas con discapacidad aumentaba a un 14,9%.

 

"En general las empresas analizadas destacan el alto compromiso habitual de las personas con discapacidad. Un paso esencial es contemplar la discapacidad como una variable más social que individual, ya que son las condiciones de accesibilidad de los entornos, procesos, productos y servicios, las que limitan o favorecen el pleno desarrollo de las personas con discapacidad en las empresas", destaca Verónica Martorell, directora de Accesibilidad Tecnológica, Estudios e I+D+i de Ilunion.

 

Motivación y compromiso

 

Las empresas que consideran que el absentismo es mayor entre las personas con discapacidad alegan como principales razones la falta de motivación y compromiso, una influencia negativa del contexto familiar y social, una mayor necesidad de revisiones y controles médicos, una falta de adaptación del puesto de trabajo, una mayor incidencia de otras enfermedades y una mayor incidencia del envejecimiento.

En cambio, para aquellos que afirman que el absentismo es menor entre este colectivo opinan que existe un menor número de bajas por maternidad/paternidad, una mayor motivación e implicación en el trabajo y una no incidencia de la discapacidad en el comportamiento absentista.

 

En general, las menores tasas de empleo de las personas con discapacidad respecto a la población sin discapacidad están relacionadas con barreras de acceso al mercado laboral, que se circunscriben a prejuicios sobre el colectivo de trabajadores, también el mayor riesgo de absentismo y de accidentalidad.

 

Medidas para evitar el absentismo y la accidentalidad laboral

 

Gran parte de las empresas participantes en este estudio no toman medidas de reducción y gestión del absentismo (47,6%). En su mayoría, (92 %) apuestan por una política basada en la prevención de riesgos laborales, factor muy importante para la inclusión de las personas con discapacidad. El análisis y adaptación de los puestos de trabajo o la inclusión de las necesidades de ese colectivo en las medidas de emergencia y evacuación son factores decisivos para evitar el absentismo y la accidentalidad (el 73% ya lo realiza).

 

En una posición más avanzada se encuentran las empresas que apuestan por la inclusión laboral de las personas con discapacidad a través de la propia política y filosofía de la organización. La colaboración con la comunidad local y el tejido asociativo (54%), las alianzas con entidades especializadas en integración laboral de personas con discapacidad (50%) o la adaptación de los procesos de selección a las necesidades de las personas con discapacidad (43%), son las acciones más empleadas.

 

"Las empresas y organizaciones deben incorporar valores de diversidad y definir una política de integración de las personas con discapacidad" muestra Antonio Andújar de Activa Mutua, quién apunta algunas de las medidas sencillas planteadas en el estudio como favorecer procesos inclusivos de selección, la adaptación de los puestos a las necesidades de las personas con discapacidad, fomentar la prevención de riesgos laborales, así como facilitar medidas como el teletrabajo o la flexibilidad de horarios.

 

EL CENTRO ESPECIAL DE EMPLEO 'FET DE VIDRE' FINALIZA LA RESTAURACIÓN DE LAS VIDRIERAS DEL CEMENTERIO BRITÁNICO DE VALÈNCIA

 

21/09/2017.- Europa Press

 

La concejala de Desarrollo Económico Sostenible, Sandra Gómez, ha visitado las actuaciones de rehabilitación de las vidrieras del Cementerio Británico de València, una labor que han desarrollado las personas participantes en el Centro Especial de Empleo Fet de Vidre.

 

El Centro Especial de Empleo Fet de Vidre es un organismo vinculado a València Activa a través de la Fundación de la Comunidad Valenciana del Pacto para el Empleo en la Ciudad de València. Sus integrantes han concluido los trabajos de restauración integral de las vidrieras de la puerta principal y ventanas de la capilla, así como la ventana exterior y la puerta principal del cementerio.

 

Un total de 12 personas empleadas, todas ellas con discapacidad, forman el equipo de Fet de Vidre, y diseñan y elaboran diferentes piezas, desde platos o figuras hasta complementos realizados con gran nivel de detalle y de cualificación. Asimismo, realizan trabajos por encargo, en los que dedican especial atención al punto de cocción, el dibujo o el montaje de la pieza. La concejala Sandra Gómez ha ensalzado "la importante labor que realizan los trabajadores de Fet de Vidre y el imprescindible papel que juegan en la conservación del patrimonio cultural de la ciudad, gracias a su profesionalidad y buen hacer".

 

El Centro Especial de Empleo Fet de Vidre nació a raíz de un taller de ocupación para personas con discapacidad con el apoyo de la Fundación Pacto por el Empleo en la Ciudad de València, la CEV, UGT, CCOO y el Ayuntamiento de València. El objetivo principal de este espacio, que cumplirá 10 años en breve, es fomentar la igualdad de oportunidades laborales para las personas que sufren alguna discapacidad física o psíquica y facilitar su integración en el mercado laboral. A este respecto, sus trabajadores, tanto del taller como de los tres puntos de venta de València, forman parte de este desfavorecido colectivo.

 

EL CEMENTERIO BRITÁNICO DE VALÈNCIA

 

El Cementerio Británico de València se localiza justo enfrente del Cementerio General. Es una edificación de mediados del siglo XIX que se utilizaba para el enterramiento de ciudadanos británicos de religión protestante, dado que no podían recibir sepultura en los cementerios públicos, todos ellos católicos en aquel entonces. Se trata de un enclave poco conocido en la ciudad de Valencia, que ha sido víctima de actos vandálicos en el pasado y cuya situación ha sido denunciada en varias ocasiones.

 

Alberga más de 350 tumbas, algunas de las cuales guardan los restos de personajes que desde distintos ámbitos contribuyeron al avance tecnológico de la València de la época, como lo fueron en la puesta a punto del puerto, del ferrocarril, industriales del hierro o exportadores de la naranja.

 

Sandra Gómez ha destacado este trabajo como "una mejora necesaria, de cuyo óptimo resultado ya podemos disfrutar y que se ha llevado a cabo con el objetivo de que el Cementerio Británico recupere su historia y su memoria, y pueda ser visitado y conocido por todos los valencianos".

130 EMPRESAS CON DISCAPACITADOS AÚN NO HAN COBRADO LAS AYUDAS DE ESTE AÑO

30/10/2017.- Las Provincias

 

  • La Generalitat tiene pendiente resolver 28 expedientes de 2016 y la demora de este ejercicio deja en el aire el sueldo de casi 7.000 empleados

 

Los centros especiales de empleo valencianos (empresas en las que, como mínimo, el 70% de su plantilla está conformada por personas con alguna discapacidad) siguen sin ver la luz al final del túnel a causa del retraso que sufre la tramitación de las ayudas previstas en la normativa; unas subvenciones que van destinadas a sufragar la mitad del salario de estos trabajadores y que proceden del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), pero que tramitan los gobiernos autonómicos. En el caso de la Comunitat, el Consell todavía tiene pendiente de resolver 28 expedientes del pasado año, que afectan a más de una veintena de centros que emplean a unos 200 discapacitados; mientras que el presente ejercicio, a dos meses de que acabe el año, no ha tramitado ni un solo expediente, pese a las promesas del Gobierno autonómico de que revisaría el procedimiento para agilizarlo, según denunciaron ayer la Agrupación Empresarial Valenciana de Centros Especiales de Empleo (Agevalcee) y la portavoz adjunta del grupo del PP en Les Corts, María José Català.

 

Por tanto, 130 empresas que ofrecen un puesto de trabajo a cerca de 7.000 discapacitados todavía tienen pendiente de pago estas ayudas. Desde Agevalcee confirmaron que, pese a que la mitad del sueldo de este colectivo corresponde a las citadas ayudas, las empresas «que han podido» han venido haciendo frente al abono de los salarios, aunque pueden haberse registrado algunos retrasos por la falta de liquidez.

 

El malestar en estos centros especiales de empleo es mayúsculo después de la situación vivida el pasado año y a principios de este ejercicio por los impagos de la Administración autonómica y que desembocó en una protesta pública contra el Consell el pasado mes de abril. A raíz de esta manifestación, en la que participaron cientos de discapacitados y contó con el apoyo del Comité de Representantes de Personas con Discapacidad de la Comunitat (Cermi-CV), el propio secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu, prometió avanzar lo máximo posible en la tramitación de los expedientes sin resolver.

 

Las ayudas sirven para financiar la mitad del salario del personal de los centros especiales de empleo

 

Desde Agevalcee explicaron que, en este tiempo, se han mantenido reuniones (también con las fuerzas sindicales) pero que la nueva orden de ayudas es exactamente igual que la anterior y cuenta con el mismo importe: 38 millones de euros que el SEPE remite a la Generalitat y que ésta debe repartir entre las empresas solicitantes.

 

En esta línea, añadieron que «acaban de pagar lo que debían de 2016, a excepción de los 28 expedientes sin resolver, y ahora están empezando a resolver los de este año». El problema, según indicaron, es que «nadie sabe lo que va a recibir ni tiene aprobada la solicitud, por lo que no pueden acudir a pedir préstamos a entidades financieras», lamentaron. Sospechan que, con estos retrasos en la tramitación, el Gobierno autonómico quiere retrasar lo máximo posible los pagos.

© AGEVALCEE | Av. Cortes Valencianas, 41 - 1° - A | C.P. 46015 Valencia | Telf. 963 470 042

Web: www.agevalcee.es | E-mail: prensa@agevalcee.es

 

Portada I Editorial I Legislación I Noticias del sector I Suscripción I Hemeroteca

 

Realización por Agenciamanía