En la unión está la fuerza                                                                                                                                                                       02/09/2013

AGOSTO 2013

Editorial especial

“PREOCUPACIÓN POR LA SITUACIÓN DE LOS CEE: PROPUESTA DE AGEVALCEE PARA DIVERSIFICAR Y AMPLIAR EL NEGOCIO DE LOS MISMOS”

En el entorno de crisis actual, sin duda, y con un impacto muy relevante en los empleos de personas con discapacidad de especial dificultad, peligra la subsistencia del empleo protegido sin el apoyo público.

 

Posiblemente, si la legislación actual se cumpliera (LISMI, Ley de contratos...), los centros especiales de empleo tendrían una mayor capacidad para autofinanciarse, pero mientras esto no ocurra, se precisa el apoyo de la Administración.

 

La situación de los centros especiales de empleo es, por tanto, muy delicada.

 

Durante los primeros años de la crisis, el impacto fue alto, ya que muchos centros tienen líneas importantes que dependen de labores de subcontratación y, en momentos como este, las empresas reducen la subcontratación. Este primer impacto se solventó gracias al uso del patrimonio o ayudas de las asociaciones, entre otros.

 

En la actualidad y dadas las dificultades y los retrasos en los pagos, de nuevo, las asociaciones y familiares han tenido que aportar para mantener el empleo, pero la situación está siendo muy difícil de mantener en el tiempo y los recursos se han agotado.

 

De no revertirse la situación, habrá muchos centros que no podrán continuar con su actividad.

 

En época de crisis, ¿se olvida a las personas con discapacidad?

 

En época de crisis se tiende a olvidar a la persona como tal, pese a que la solución a cualquier tipo de crisis nace de un enfoque positivista y un cambio de actitud del plano personal. Es evidente que se generan cambios en las sociedades, tan solo a través de cambios personales, sobre todo, los que perduran en el tiempo y se pueden calificar de estructurales.

 

Afortunadamente, la sociedad es sensible a este tema y no quiere retrocesos en el lento camino de la integración, porque aunque lentos, ha habido avances considerables. Ahora tenemos que trasladar esta sensibilidad y demostrar, con datos objetivos, que estos apoyos no son un gasto, sino una inversión que repercute en las personas con discapacidad y en toda la sociedad. Supone una optimización de recursos públicos y la eficiencia en la gestión de los mismos.

 

La salida del empleo de las personas con discapacidad de especial dificultad en su integración laboral puede suponer un retroceso importante en su integración y un gasto muy importante para la Administración en estos apoyos. Además, como cualquier persona, una persona con discapacidad que trabaja se siente útil a la sociedad, se siente un sujeto activo. En muchos casos, el riesgo de acercarse a la exclusión social se acentúa.

 

Vamos a vivir una época en la que habrá que conjugar con igual intensidad el trabajo interno -mejorar productividades, herramientas para la integración de las personas, visiones más integrales de servicio a las personas, fusiones o uniones de centros-, con un trabajo insistente para mantener los niveles de apoyo por parte de la Administración, siempre pensando que lo importante son las personas con discapacidad y sus oportunidades de integración, por encima de organizaciones o estructuras concretas. Es un esfuerzo.

 

Centros Especiales de Empleo: CEE (Competitividad y Excelencia Empresarial)

 

Las crisis económicas como la que venimos arrastrando los últimos años provocan, entre otras cosas, una selección natural entre las empresas que proliferan en tiempos de bonanza. En épocas de “vacas gordas” es fácil crear una empresa, e incluso que tenga cierto éxito. Pero cuando la demanda se contrae y el mercado se complica solo sobreviven los proyectos sólidos, que aportan un valor diferencial frente a sus competidores y que han adecuado sus estructuras a la realidad existente.

 

Dentro del tejido empresarial actual, los Centros Especiales de Empleo (CEE) operan en un mercado abierto en el que deben encontrar su hueco, generando valor para sus clientes y fijando criterios de rentabilidad económica y sostenibilidad. Lo que distingue a los CEE es su claro compromiso con otro tipo de rentabilidad, la social. La inclusión laboral de personas con discapacidad es la razón de ser un Centro Especial de Empleo. Son dos pilares en los que sostenerse. Sin rentabilidad social no existe el concepto de CEE. Y sin rentabilidad económica, obviamente el proyecto no tiene viabilidad.

 

En la constante búsqueda de iniciativas y posibles soluciones para potenciar nuestras estructuras y nuestro colectivo AGEVALCEE ha puesto en funcionamiento la propuesta de creación de un nuevo proyecto empresarial con el fin de aportar una mayor competitividad, diversificación y ampliación de las vías de negocio. Dicho proyecto consiste en la colaboración de los centros para realizar exportaciones productivas y de servicios a Europa, China y África. Queremos nos vean como empresas sólidas con un proyecto empresarial consolidado y sostenible que se enriquece de la diversidad de su plantilla. La evolución hacia proyectos sólidos, modernos, solventes y rentables, redundará en el crecimiento y fortalecimiento de nuestros centros.

 

Invitamos a todos aquellos Centros especiales de Empleo que se pongan en contacto con nosotros para aportar ideas y/o participar en el proyecto.

 

Es muy importante todas las claves e información que se nos va a dar al respecto de estos temas y para el estudio de posibles y nuevos proyectos en el Congreso “Employment of persons with disabilities. Raising awareness & employment opportunities” que se celebra en Estambul los días 27 y 28 de Septiembre, y al cual AGEVALCEE asistirá.

 

La conferencia tiene como objetivo eliminar los obstáculos a la inclusión mediante el intercambio de las mejores prácticas. Además, se abordarán los principales desafíos que impiden que las personas con discapacidad el pleno disfrute de su derecho a trabajar.

 

Se analizará la situación actual y se verá en los próximos pasos necesarios para garantizar que las personas con discapacidad tengan igualdad de acceso al mercado de trabajo abierto. La atención se centrará en la perspectiva personal e implicará una revisión de los diversos enfoques para examinar cómo los empleadores pueden recibir apoyo en el reclutamiento de personas con discapacidad.

 

La información que se recoja se trasladará en nuestro propio congreso: El XII Congreso Nacional de CEE que se celebrará en Valencia el 24 y 25 de octubre.

 

Por Gabinete de prensa de AGEVALCEE realizado por Agenciamanía.

© AGEVALCEE | Av. Cortes Valencianas, 41 - 1° - A | C.P. 46015 Valencia | Telf. 963 470 042

Web: www.agevalcee.es | E-mail: prensa@agevalcee.es

 

Portada I Editorial I Editorial especial I Noticias del sector I Suscripción I Hemeroteca

 

Realización por Agenciamanía